Las 6 preguntas más comunes de tu entrevista de trabajo

las-6-preguntas-mas-comunes-de-tu-entrevista-de-trabajo

Las entrevistas de trabajo son la primera impresión que tus posibles empleadores tendrán de ti.

Es tan importante, que de ella depende que puedas o no conseguir el trabajo de tus sueños y logres alcanzar una posición que te garantice el éxito profesional

¡No es cualquier cosa!

De hecho, según Laszlo Bock, Vicepresidente de Recursos Humanos de Google, muchas de las mejores empresas del planeta han aprendido a fijarse en ciertas características de los candidatos que entrevistan para determinar si son los indicados para el trabajo.

Laszlo también explicó que, en el caso de Google, la empresa ha aprendido que los datos de sus procesos de selección, como récord académico y resultados de pruebas internas, son inútiles como criterio de contratación y que las entrevistas son fundamentales para conocer los perfiles que busca incorporar la empresa.

Por esa razón, es importante que causes una buena impresión cuando vayas a tu entrevista.

Para que puedas prepararte mejor, en este artículo te compartiremos las 6 preguntas más comunes en una entrevista de trabajo.

¿Quién sabe? Quizás si piensas en tus respuestas de antemano, podrás lucirte frente al reclutador.

¡Empecemos!

1. Háblame de ti

Con regularidad, esta es una de las primeras preguntas que te realizarán durante la entrevista.

Aquí, lo importante es responder con un tono ameno, compartiendo tus hobbies, tus experiencias laborales y las cosas que te motivan.

Si te piden que te expandas un poco más, habla de tus estudios, dónde has vivido, cuáles son tus pasiones.

Recuerda esto: el truco está en decir mucho con pocas palabras, y que al final el entrevistador siente que eres una persona interesante que puede aportar cualidades únicas a la empresa.

Suena difícil, pero es más fácil de lo que crees. Después de todo, todos somos únicos, ¿no es así?

2. ¿Con qué tipo de jefe te sientes cómodo trabajando?

Esta es una pregunta importante. Con ella, el entrevistador quiere saber cuáles son las expectativas que tienes con respecto a tu próximo jefe.

La respuesta que des puede darle una buena idea de la clase de trabajador y persona que eres. Por ejemplo, si dices que prefieres un jefe que te deje hacer tu trabajo sin estar constantemente supervisándote, puede inferir que eres alguien que le gusta hacer las cosas a su manera.

Por supuesto, esto no necesariamente es algo malo. Simplemente te lo comparto para que pienses en tu respuesta un poco más.

Lo recomendable es que asegures que te sientes cómodo trabajando con un jefe activo, que se involucre en los proyectos y que escuche a los integrantes del equipo antes de tomar las decisiones importantes. Al final del día, eso es lo que caracteriza a un buen jefe.

3. ¿Has tenido otras entrevistas en tiempos recientes?

A los entrevistadores les gusta saber con qué se enfrentan en todo momento. Por eso, es importante para ellos entender el contexto del candidato con el que hablan.

Dicho esto, si has tenido entrevistas recientes, dilo; si tienes otras opciones de trabajo, tienes toda la libertad de comunicarlo.

Eso sí, está bien que sepan que eres cotizado en otros frentes, pero tampoco actúes como que no te importa si te dan el trabajo o no. Transmite que estás interesado en todo momento.

4. ¿Qué importancia tiene para ti el trabajo que te estaríamos ofreciendo?

Palabra clave: compromiso. Con esta pregunta el entrevistador busca saber cuál es tu nivel de compromiso, no solo con esta oferta de trabajo, sino con tu vida profesional en general.

No pienses que decir algo como “mi trabajo es mi vida, a esto le dedico todo mi esfuerzo”, es una gran respuesta. Todo lo contrario. De hecho, cada día, las empresas buscan más perfiles que entiendan el balance entre el trabajo y la vida personal.

Por suerte para todos, las compañías están entendiendo que las motivaciones personales, son mucho más fuertes que la obsesión por el trabajo.

Aquí, de nuevo, sé honesto. Di que es un trabajo importante para ti y comparte tus razones. No intentes sonar rimbombante ni elocuente. Di lo que realmente piensas.

Después de todo, si el trabajo no te interesa, ¿para qué estás aplicando?

5. ¿Cuáles son tus defectos y virtudes?

Es una pregunta habitual, sin embargo, a la mayoría de los entrevistados les cuesta mucho responderla de manera correcta y precisa.

Es importante intentar no dar respuestas demasiado generales como la típica “soy muy perfeccionista”. Lo que debes hacer es pensar en un defecto real que tengas y cómo estás lidiando con él.

Sé honesto y di cosas como:

  1. A veces me cuesta delegar cosas, pero es algo que he estado trabajando y cada vez me va mejor;
  2. Muchas veces no soy muy organizado, pero ahora estoy haciendo uso de aplicaciones que me permiten tener todo en orden;
  3. Tiendo a estresarme cuando tengo exceso de trabajo, pero procuro siempre acabar todo a tiempo para que no me suceda.

En cuanto a tus virtudes, asegúrate de decir algo real. No vendas capacidades que no tienes y que luego te puedan pasar factura.

6. ¿Cómo te imaginas en 5 o 10 años?

La visión a futuro habla de tus capacidades en el presente.

Con esta pregunta, el entrevistador busca saber si eres realista, si eres un soñador o tienes los pies bien puestos sobre la tierra.

Lo mejor es dar detalles sobre cuáles son tus objetivos a corto, mediano y largo plazo, y explicar cómo te ves a ti mismo una vez que los cumplas.

Y que no se te olvide

Además de las preguntas más comunes en una entrevista de trabajo, es importante que recuerdes éstas recomendaciones a la hora de ir a tu entrevista:

  • No tutees al entrevistador a menos que te lo haya solicitado;
  • Es una entrevista, no un interrogatorio. Nunca te pongas a la defensiva;
  • Escucha las preguntas para saber las respuestas que debes dar. Si no entiendes una pregunta, no tengas miedo en decirlo y pedir que te repitan el cuestionamiento;
  • “Sí” y “no”, no cuentan como respuestas apropiadas. Busca argumentar todo lo que respondas, sin extenderte en exceso;
  • No sientas miedo, actúa con naturalidad y mantén el contacto visual con tu entrevistador.

Si sigues estos consejos y practicas las respuestas a las preguntas que mencionamos, ¡seguro que te irá mucho mejor!

¿Qué puedo hacer luego de graduarme en la universidad?

Si te gustó el artículo, compártelo a un amigo.:

Leave a Reply

Estudia en On Aliat >